El origen de los nombres de las uvas tintas


Las uvas son parte de nosotros, de nuestra tierra, de nuestros abuelos, de nuestros hijos y compañeras de esas madrugadas de mates y borcegos gastados. 

Forman parte del lenguaje habitual al hablar de vinos y normalmente mencionamos: Malbec, Cabernet Sauvignon, Cabernet FrancBonarda, etc. Pero… ¿Por qué se llaman así?, ¿de dónde provienen sus nombres?, ¿son palabras científicas o mitológicas, son modernas o antiguas? Para despejar todas estas dudas, Nuestra bodega te invita a hacer un recorrido por el curioso origen de los nombres de algunas uvas tintas, que van desde apellidos hasta leyendas, pasando por aves y reyes. 

Malbec 

El relato afirma que un viverista húngaro de apellido Malbek (con k) fue el primero en identificarla por separado y esparcirla en Francia en la zona de Cahors, para posteriormente ser llevada a Burdeos, donde se la conoce también como Auxerrois. Luego se deformó el nombre Malbek, reemplazando la «k» por la «c», aludiendo a una palabra similar en francés que significa «mal pico», a raíz del sabor áspero y amargo que entregaba esta uva en esa región. 

Merlot 

Los bodegueros franceses (como los de casi todo el mundo) estaban acostumbrados a luchar contra una de las plagas más letales. Una muy difícil de combatir: los pájaros. Y sucede que como a todos los animales, hay determinados frutos que les gustan más que otros. En este caso, dice la historia que los mirlos tenían una especial debilidad por este tipo de cepa, que adquirió su nombre gracias a como son llamados sus depredadores en una antigua palabra francesa. 

Cabernet Sauvignon 

Esta uva es más moderna de lo que se cree, y es producto del cruzamiento entre la blanca Sauvignon Blanc y la tinta Cabernet Franc, antes de 1700. Como sabemos, la Cabernet Sauvignon es la reina de los cepajes tintos, difícil de domar, pero que al mismo tiempo crece y fructifica en prácticamente todos los climas. De allí que tomó para su nombre una de las palabras de cada uno de sus progenitores: Cabernet viene de la deformación de «cavernícola» y Sauvignon de «salvaje». O sea, «cavernícola salvaje» o «salvaje de las cavernas». 

Tempranillo 

Debe su nombre a que, en España, donde es ampliamente cultivada, es una de las primeras castas en madurar. Su maduración es «temprana». 

Pinot Noir 

Es gracias a la forma del racimo, en francés: parece un «pino negro», colgando en forma invertida de la planta. 

Tannat 

Es llamada así gracias a la gran carga de taninos que posee este tipo de uva. 

Petit Verdot 

Es por su racimo. Debemos descomponer el nombre en dos partes: «Petit» es pequeño y «Verdot» se refiere a que al momento de la maduración continuaba con una leve tonalidad verde. Es de maduración tardía, lo contrario al Tempranillo. 

Sangiovese 

Cepa italiana. El nombre proviene del latín «Sanguis Jovis», que significa «Sangre de Júpiter». Se estima que fue llamada así por primera vez en la época romana. 

Syrah 

Según la leyenda, viene de la deformación de «Darou é Shah» (el remedio del rey), calificativo dado al vino por el rey-semi-Dios persa Djemchid. La Syrah es una de las uvas más viejas del mundo. 

Carmenere 

Su nombre se origina de la palabra francesa carmín, y la misma se refiere al color del follaje de la planta antes de la caída de sus hojas. 

Nebbiolo 

Uva tinta estelar del Piamonte, en Italia. Obtiene su calificativo de la palabra nebbia, que significa «niebla», la cual se posa sobre las colinas donde se encuentran las vides, durante el periodo de cosecha. 

¡Que sea Sangre! no solo es un vino, sino también, es una cultura. Por eso te explicamos todo para que entres en nuestro corazón. 

© 2022 - Bodega de Autor - El Sueño Vineyard